Estás en : El medio humano > La ganadería                        Mostrar menu
FOTO 1. CULTIVO DE ALFALFA. LOS DOLORES (MURCIA). FOTO C. ESPEJO MARÍN

FOTO 1. CULTIVO DE ALFALFA. LOS DOLORES (MURCIA). FOTO C. ESPEJO MARÍN

Capítulo III - El medio humano

La ganadería

Desde hace siglos la ganadería ha tenido un papel muy importante en la actividad económica de Murcia, en su triple vertiente de aprovechamiento: producción de carne y leche, o como fuerza de trabajo. A lo largo de la historia se han ido seleccionando las especies au tóctonas, y en las últimas décadas se han introducido razas importadas, todo ello con el fin de obtener los rendimientos necesarios para hacer viable económica mente la crianza de animales.

Página 1 de 3

1 2 3

Varios son los factores que han contribuido al enorme desarrollo de la ganadería en Murcia durante las últimas décadas, y a que en la actualidad tenga un peso destacado en el conjunto de España. La cabaña murciana supone el 9% del porcino, 5% del ovino, 3% del caprino y 1% del vacuno.

A partir de los años sesenta se inicia un proceso de crecimiento de los censos de ganado que llega hasta nuestros días, y que sólo se ha visto interrumpido en momentos puntuales como consecuencia de las epidemias que le han afectado, hoy totalmente erradicadas.

La ganadería murciana ha sufrido una serie de importantes transformaciones, tanto cualitativas como cuantitativas, motivadas por el proceso de urbanización e industrialización que ha vivido nuestro país.

El ganado ha pasado de estar presente en todas las explotaciones agrarias, e incluso en muchas vivien das del medio rural, a una explotación más intensiva e industrializada, que se refleja en la capacidad de la mayoría de las explotaciones de todas las especies ganaderas (TABLAS 1, 2 Y 3). Los espacios de huerta, al disponer de productos para la alimentación del ganado (FOTO 1), han sido lugares tradicionales para la crianza de animales, y en la actualidad se siguen criando, siempre que los desarrollos urbanísticos lo permiten (FOTO 2) (Espejo, 2001). Desde hace décadas se han expandido las granjas a lo largo del territorio murciano por razones sanitarias y medioambientales, derivadas de la abundancia de purines que generan. Para dar solución a este problema se han puesto en marcha plantas de cogeneración que permiten la eliminación de los purines y la obtención de electricidad (Espejo, 2003).

Las especies ganaderas autóctonas murcianas han corrido distinta suerte, en función de su capacidad de dar respuesta a las demandas de los mercados. Mientras que el cerdo chato murciano y la vaca murciana han desaparecido, la oveja Segureña y la cabra murciano-granadina han tenido un desarrollo espectacular.

TABLA 1. NÚMERO DE EXPLOTACIONES AGRARIAS CON GANADO (CENSOS DE 1962-1972-1982-1989-1999).

 

 

 

 

Años

 

 

Evolución

1962-1999

 

1962

1972

1982

1989

1999

Número

%.

Vacuno

4.792

2.306

1.433

640

363

-4.429

-92,42

Ovino

10.973

10.196

5.799

3.401

2.029

-8.944

-81,51

Caprino

21.406

11.201

8.101

3.986

2.041

-19.365

-90,47

Porcino

36.667

19.103

9.450

3.879

1.641

-35.026

-95,52

Aves

95.624

21.770

12.912

4.887

1.224

-94.400

-98,72

TABLA 2. NÚMEROS DE ANIMALES EN EXPLOTACIONES AGRARIAS (CENSOS DE 1962-1972-1982-1989-1999).

 

 

 

 

Años

 

 

Evolución

1962-1999

 

1962

1972

1982

1989

1999

Número

%.

Vacuno

15.437

29.884

28.920

20.150

58.744

43.307

280,54

Ovino

137.492

448.380

385.130

405.709

572.161

434.669

316,14

Caprino

69.299

103.897

70.409

81.029

135.444

66.145

95,45

Porcino

148.112

638.393

656.512

694.019

1.570.301

1.422.189

960,21

Aves

910.057

1.129.452

1.393.000

1.862.000

2.812.344

1.902.287

209,03

TABLA 3. NÚMERO DE ANIMALES / EXPLOTACIÓN (CENSOS DE 1962-1972-1982-1989-1999)

 

 

 

Años

 

 

Evolución

1962-1999

 

1962

1972

1982

1989

1999

Número

%.

Vacuno

3

13

20

31

162

159

4.923,55

Ovino

13

44

66

119

282

269

2.150,53

Caprino

3

9

9

20

66

63

1.949,87

Porcino

4

33

69

179

957

953

23.589,69

Aves

10

52

108

381

2.298

2.288

24.042,67

FOTO 2. EXPLOTACIÓN DE VACUNO LECHERO. AVDA. JUAN CARLOS I (MURCIA) AÑO 1992. FOTO C. ESPEJO MARÍN.

FOTO    2. EXPLOTACIÓN DE VACUNO LECHERO. AVDA. JUAN CARLOS I (MURCIA) AÑO 1992. FOTO C. ESPEJO MARÍN.

FOTO 4. FÁBRICA DE SILOS. LOS CÁNOVAS (FUENTE ÁLAMO DE MURCIA). FOTO C. ESPEJO MARÍN
FOTO 4. FÁBRICA DE SILOS. LOS CÁNOVAS (FUENTE ÁLAMO DE MURCIA). FOTO C. ESPEJO MARÍN

FOTO 4. FÁBRICA DE SILOS. LOS CÁNOVAS (FUENTE ÁLAMO DE MURCIA). FOTO C. ESPEJO MARÍN.

FOTO 3. FÁBRICA DE PIENSOS. LAS PALAS (FUENTE ÁLAMO DE MURCIA). FOTO C. ESPEJO MARÍN.

FOTO 6. VEHÍCULOS DE LA EMPRESA DE TRANSPORTES MAYORDOMO. LAS PALAS (FUENTE ÁLAMO DE MURCIA). FOTO C. ESPEJO MARÍN.

FOTO 5. VÍA PECUARIA. CABEZO CORTADO (MURCIA). FOTO C. ESPEJO MARÍN.

FOTO 7. MERCADO DE GANADOS DE ALCANTARILLA. FOTO C. ESPEJO MARÍN.

FOTO 9. SEPOR. LORCA. EXPOSICIÓN DE EQUIPAMIENTO PARA LAS GRANJAS. FOTO C. ESPEJO MARÍN.

Murcia cuenta con grandes industrias capaces de satisfacer la demanda de las granjas, y de transformar sus producciones cárnicas. Las fábricas de piensos (FOTO 3) se abastecen de cereal procedente de la vecina región de Castilla-La Mancha y a través del puerto de Cartagena, punto de importación de materia prima de diversas procedencias. A esto hay que añadir la disponibilidad de las 100.000 Tm. de harinas de Granos Secos de Destilería Solubles, procedentes de la planta de Bioetanol que Abengoa tiene en Escombreras (Cartagena). Otras industrias de gran envergadura son las dedicadas a la fabricación de silos (FOTO 4), y otros tipos de equipamientos para las explotaciones ganaderas.

Las vías pecuarias, muy abundantes en el territorio murciano, al caer en desuso han sido invadidas por colindantes y se han dedicado a distintos usos (FOTO 5). Los nuevos medios de transporte, la escasez de pastores y los cambios en los hábitos de alimentación del ganado, entre otras razones, han contribuido de un modo acelerado a su decadencia.

La Región cuenta con una amplia flota de vehículos para el transporte del ganado, de todos los tamaños, capaces de satisfacer las necesidades del traslado de animales entre explotaciones dentro del ámbito regional, así como para el transporte de animales con destino a las granjas, o a los mataderos, tanto regionales como de otras provincias (FOTO 6).

Las industrias cárnicas murcianas son un referente a nivel europeo. Las grandes inversiones realizadas en I+D+I a lo largo de los últimos años les ha permitido incrementar la capacidad productiva y la oferta de productos, a unos niveles de calidad que les hace ser líderes. Como ejemplos cabe citar El Pozo, que industrializa dos tercios de la cabaña ganadera porcina regional, y que cuenta con una red comercial con la que distribuye su amplia variedad de productos a treinta países. Otro caso reseñable es el de Hijos de Juan Pujante, que sacrifica 250.000 aves por semana y da empleo a un millar de personas.

En la actualidad se celebra mercado semanal de ganados en las localidades de Alcantarilla ( FOTO 7), Caravaca, Lorca y Puerto Lumbreras, a las que concurren reses ovinas y caprinas, y por esta vía se comercializa una parte muy importante de estas dos especies ganaderas. El funcionamiento de estos mercados atiende a los mismos principios ancestrales que les dieron origen; es decir, la venta mediante trato directo del ganado ofertado por el vendedor, tanto de cabezas aisladas como de lotes, y la consiguiente adquisición por el comprador (Espejo y López de los Mozos, 1989).

De las ferias ganaderas que se celebran en Murcia destaca SEPOR (FOTOS 8 y 9), que inicia su actividad en 1968, y durante tres décadas ha estado dedicada sólo al ganado porcino, de ahí su denominación de Semana Nacional de Ganado Porcino. Desde 1999 se exponen también cabezas de vacuno de carne, ovino y caprino. La procedencia de los expositores y el carácter internacional de los ciclos de conferencias que tienen lugar durante la celebración, hacen de SEPOR un lugar de encuen tro de profesionales de la ganadería nacionales y extranjeros (Espejo, 1996a).

Hay que reseñar también en esta breve síntesis sobre la actividad ganadera en la Región de Murcia el papel de las mujeres que trabajan en las explotaciones familiares de ganadería intensiva. Con edades comprendidas entre los 30 y 70 años, con una jornada de entre 6 y 8 horas, además se encargan de las tareas de la casa. Tienen un papel crucial, ya que sin su trabajo difícilmente se podría sacar adelante la explotación, o habría que contratar a otra persona. Cuando el marido trabaja fuera o se ausenta, son ellas las que asumen el peso de la explotación (Espejo, Barreto y Mendoza, 2000).

Navegación

1 2 3